Sin categoría

PEQUEÑA SECUENCIA PARA EL CORE

Hola yoguis!!
Para hoy os he preparado una pequeña secuencia que trabaja todo el cuerpo. 
Pero como os digo, es breve, para esos días en los que no tengáis mucho tiempo pero sentís que queréis hacer algo.
Este tipo de secuencias, no son muy complicadas de montar, ya que una vez que conoces la base de la inmensa mayoría de asanas sólo tienes que aplicar un poco de sentido común y organizarlas según lo que pretendas conseguir.
Además la secuencia de hoy es apta para principiantes. Son posturas de un nivel asequible pero que si os harán trabajar vuestra resistencia.
Como cualquier actividad física, es mejor calentar un poco antes de empezar. Podéis hacer un ligero trote, camina rápido, dar unos saltos, bailar, etc. cualquier cosa que os haga entrar en calor.
Y una vez calentados, comenzamos!
La secuencia la he comenzado haciendo el saludo al sol, que en sí ya es una secuencia pequeña y muy completa y que no falta en ninguna de mis prácticas. Os voy hacer un breve resumen de cómo se hace, después en el video lo veréis mejor.
Empezamos de pie en la colchoneta en la expulsión juntamos las manos en el pecho y con una inspiración las levantamos por encima de la cabeza estirando bien todo nuestro cuerpo. Con la siguiente expulsión bajamos los brazos hasta pinza, en la siguiente inspiración lanzamos la pierna izquierda hasta atrás a la vez que agachamos nuestro tronco hacia la pierna derecha que se queda doblada. Expulsamos el aire y lanzamos el pie derecho junto al izquierdo para formar la plancha. Aguantando la respiración, doblamos y apoyamos las rodillas en el suelo a la vez que estiramos los empeines y flexionamos nuestros brazos hasta apoyar pecho y barbilla en la colchoneta. Con una inspiración subimos el tronco hacia cobra. A continuación, expulsando el aire, llevamos el culete hacia arriba para formar la V invertida. En la siguiente inspiración llevamos el pie izquierdo hasta ponerlo entre nuestras manos, quedándonos estirados otra vez desde la cabeza hasta el pie derecho. Con la siguiente expulsión traemos el pie derecho junto al izquierdo formamos otra vez la pinza. Inspiraremos y elevaremos nuestros brazos por encima de nuestra cabeza, volviendo a estirar bien todo nuestro cuerpo. Y por último, expulsando el aire, traeremos nuestras manos juntas a la altura del pecho.
Aquí tenéis una breve descripción del saludo al sol. Recordad que hay que repetirlo cambiando el orden de las piernas.

Al principio cuesta un poco hacerlo, pero cuando ya se tiene soltura en menos de minuto y medio sale.
Una vez hecho el saludo al sol vamos a continuar con una breve secuencia de otras posiciones diferentes.
Os colocáis de pie y cuando expulséis el aire dobláis nuestro cuerpo hasta dejar el tronco y los brazos estirados paralelos al suelo, formando una L.

Aguantáis una respiración y después bajáis nuestros brazos hasta formar la pinza. 

Desde esa posición caminareis con vuestras manos hacia delante hasta formar la V invertida.

Desde la V invertida, estando bien asentados los pies, podéis probar a elevar la pierna derecha y aguantarla dos o tres respiraciones. Al volverla a bajar, en vez de apoyar el pie en el suelo, intentar doblar la pierna y llevar vuestra rodilla hacia la cabeza, después lo dejáis otra vez para formar la V invertida. Ir repetís con la otra pierna.

Desde la V invertida, sin mover las manos y los pies, os colocáis en la postura de plancha. Aguantáis un par de respiraciones y después intentáis hacer la plancha pero elevando la pierna derecha, aguantando, y después la pierna izquierda.

A continuación, os invito a que probéis a aguantar la plancha con los brazos flexionados. 

Es una posición bastante exigente si no podéis no pasa nada, pasáis a la siguiente y ya está.
De aquí o sea eleváis hasta cobra y aguantáis dos o tres respiraciones. 

De cobra os echáis hacia atrás hasta quedar sentados sobre vuestros talones, con los brazos estirados y la frente apoyada en el suelo, descansáis tres o cuatro respiraciones. 

Para continuar os he preparado unos cuantos estiramientos para la cadera y las piernas.
Os colocáis de rodillas y lanzáis la pierna izquierda hacia delante dejándola doblada, la pierna derecha se queda apoyada en el suelo. En esta posición asentaréis bien vuestras caderas y os estiráis hacia atrás con las manos juntas, o bien separadas.

Desde esa misma posición invertís el orden del estiramiento, estirando la pierna está doblada adelante y echando vuestro cuerpo sobre ella. 

Cambiáis las piernas y volvéis a repetir. 
Para finalizar os dejo un estiramiento intenso. Os colocáis con las piernas generosamente separadas y poco a poco vais doblando nuestro tronco a la vez que deslizáis vuestras manos por las piernas hasta donde podáis.

Y terminamos volviendo hacer la postura del niño, para descansar.
Como siempre dejo el enlace al video por si la explicación no os aclara lo suficiente.
Y así, en unos cinco minutos, tenéis realizada vuestra pequeña secuencia de posturas de yoga pensando en todas las partes del cuerpo.
Ya sabéis, que siempre os digo que todo lo que os cuento está basado en mi propia experiencia y  que si os animáis a probarlo nunca tenéis que sentir dolor. Cada uno hace hasta donde puede y bien echo esta.
Espero que os guste y muchísimas gracias por estar ahí!!
Hasta la próxima
Blanca.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s